Diario de Mallorca: “SFM dice que el 40% de los viajeros no compran billete”.

Así es, talvez esta cifra es cierta, o no. Pero no dudo de que muchos viajeros de tren, no solo no pueden comprar billete, sino que al viajar sin billete, viajan sin el Seguro Obligatorio del Viajero, que está incluido en el mismo.

¿Por qué no compran billete? Talvez algunos si tienen afán de fraude, muchos habremos visto alguna vez en el tren a una persona que se niega a pagar, o que no lleva dinero y no puede hacerlo, pero realmente, aquí lo que sucede, es que muchas estaciones no tienen máquinas para comprar el ticket, y muchos trenes viajan sin revisor, motivo por el cual, al entrar en el tren desde una estación abierta (que no está cerrada y no hay que comprar el ticket fuera antes de entrar a la estación) el viajero, simplemente se sienta hasta llegar a su destino, y no tiene opción a comprar el ticket de ninguna forma posible, y además, viaja sin ninguna clase de seguro, por lo que si hay alguna clase de accidente, nada ni nadie lo cubre.

Esto lo dices, lo lees, lo escuchas, lo comentas, y te quedas igual que antes. Pero es importante remarcar el punto de que, al igual que para viajar es obligatorio tener un ticket de viaje, también la empresa tiene la obligación de vender el ticket, y esto, no se cumple.

Según el Real Decreto 1575/1989, de 22 de diciembre, donde se aprueba la obligatoriedad de incluir en el billete de viaje el SOV (Seguro Obligatorio del Viajero) en las empresas de transporte público, en su artículo 2.3 habla de la responsabilidad civil de dichas empresas en cumplir con este requisito. Este decreto, que se rige bajo la Ley 50/80, de 8 de Octubre, de Contrato de Seguro, dictamina los pasos que han de seguir todas las empresas de transporte público, para no estar fuera de la ley y dejar desprotegido al viajero ante posibles abusos, ya sean de gestión, de incumplimiento de convenio, de carencias estructurales, etc.

A diario se forman colas enormes en las horas punta en la estación Intermodal de Palma, cuando el revisor no ha pasado por el tren a vender el ticket, y entonces, muchos viajeros al llegar a la última estación, han de hacer cola para comprar el ticket en una de las dos máquinas que hay a disposición para poder salir por los tornos.

Si en el tren van 300 personas, y 150 no tienen ticket, entonces… teniendo dos máquinas expendedoras de ticket, a 20 segundos para comprar cada ticket, pues la ultima persona que esté en la cola, puede llegar a esperar media hora para poder salir de la estación, o más.

Aunque, a veces, cuando se forman largas colas de espera para comprar el ticket y poder salir por los tornos, llega alguien del personal de seguridad y dice “Venga, salgan todos”, y así, descongestiona la zona de la masa de gente formada, entonces se produce un delito por agravio comparativo, es decir, hay viajeros que han comprado el ticket antes de subir el tren, otros que lo han comprado al llegar a la estación destino para poder salir, y unos afortunados, que debido a las circunstancias, tienen la suerte de poder salir sin tener que comprar el ticket.

Pero de la misma forma que sucede esto, puede suceder lo contrario. Es decir, llegar a la estación destino sin ticket después de haber viajado en el tren sin el billete correspondiente de cada viajero, y al llegar, para salir negarte a pagar. Esto cada vez es más frecuente, y aquí tenemos un ejemplo:

¡Buenos dias!

Lo que os paso a contar me ha pasado hoy dia 7 de Noviembre de 2012:

– 09:47: Llego a la estación de Es Caulls para coger el tren a Palma.
Pienso he llegado 2 minutos tarde a coger el de menos cuarto.
¿Los horarios que pone en el panel? 9:45/10:05/10:15/10:35…….

– 10:30: Después de 45 minutos esperando(sic), llega el tren,PETADO DE GENTE.
Motivo? No se sabe…Ya os podéis imaginar el panorama,gente mayor,carritos de niños,bicis, todos apilados como en una lata de sardinas(peor diría yo).

¿Sabéis cuantos pasajeros se quejaban dentro del tren?  ¡TODOS!
¿Sabéis cuantos pasajeros se han negado a pagar? 2, yo y una señora que estaba de los nervios….- 10:47: Me he negado a pagar,el segurata de turno me agarra del brazo,le digo que llame a la poli y a alguien responsable para quejarme.

– 11.30: Aparecen 2 chicas que dicen que son de SFM.Les explico la situación y me dicen que les tengo que dar los datos.(sigue sin venir la nacional)

Les digo que yo no les doy mi DNI nada más que a la policía.

¿CONCLUSIÓN?
Más de 200 personas en el tren y sólo 2 reclamando sus derechos,claro ejemplo de cómo está la población.

El viajero viaja desprotegido, y además, no está en su mano poder realizar el viaje con el seguro que le pertoca. Pero al llegar a la estación destino, se le trata como un criminal, por reclamar sus derechos, y negarse a pagar por un servicio que no es el que debe ser.
Ante estas situaciones, hay que realizar reclamaciones, e incluso, cuando se llega a puntos en los que la empresa esta cometiendo ilegalidades, denunciarlas. Esta situación no debe seguir así, pero va a seguir siendo así, ya que es toda una estrategia de desprestigio y degradación del sistema de transporte publico de tren en Mallorca.
Si queremos un cambio, está en nuestra mano, en la de usuarios, viajeros, y trabajadores.